XI Half Triatlón Valle de Buelna

El pasado 20 de agosto se celebro la XI edición del half Triatlón Valle de Buelna en Cantabria.

Tras terminar mi primer medio ironman en Vitoria-Gasteiz  (aquí el enlace de la crónica) decidí inscribirme en Buelna, otro half, Vitoria fue durísimo pero reconozco que me enganchó la media distancia.

Estas seis semanas que ha habido entre un triatlón y otro he podido meter mas carga de entrenamiento, mas calidad y  además un aspecto clave que ha sido la mejora de mi alimentación.

 

14115552_1782575261955366_202842727940802789_o

El triatlón pintaba feo, con la lluvia del día anterior no sabía como iba a estar el asfalto para el segmento de ciclismo, ademas el perfil era negativo, con bajadas rápidas y peligrosas para un asfalto mojado. Menos mal que el domingo amaneció con el cielo parcialmente nublado y con una temperatura de 21ºC, perfecto para competir.

14115491_1782575341955358_8726545234851487266_o

La natación este año cambio de escenario respeto a otras ediciones, fue en La Población de Yuso, en el pantano del Ebro. Un entorno de lujo solo empañado por los dieciséis grados de temperatura y el fuerte viento que pego durante la prueba que constaba de dos vueltas a un circuito de 950m. La entrada y salida del agua estaba dificultada por la cantidad de piedras de la orilla lo que creo mas de un traspiés entre los triatletas. Tras el pistoletazo de salida como siempre empezaron los golpes y las luchas en el agua por hacerte un hueco, tras las típicas “colegas” y aguadillas termine con hice una natación correcta como siempre, sin arriesgar demasiado ya que entre boyas el viento soplaba fuerte y la marea nos iba desviando lo que dificulto mantenerse recto entre ellas. Al final los 1900m los hice en 35 minutos.

IMG_0480

 

Captura de pantalla 2016-08-22 a las 20.28.01

Salí del agua y tras una rápida transición comencé el sector de bici junto a mi compañero de club Sanse, bien acoplado para no hacer resistencia al fuerte viento que pegaba sobretodo bordeando el embalse realicé los 90km mas rápidos de mi vida, también es verdad que el perfil ayudo en la segunda parte del recorrido. Me salió a 35km/h en un total de 2:35:35.

 

13934867_10210275962879456_5174326751641151533_n-1

 

Como en la T1 rapidamente cambié las calas por las zapatillas de correr, cogí los geles, trago rápido al recovery de 226ERS y a por los 21km. Tenía mis dudas de como responderías las piernas después de apretar tanto en la bici, el primer kilometro ligeramente para abajo lo pase a un ritmo de 4:01min/km, segundo kilometro 4:04min/km, ¡Mario frena! pensé, “que quedan diecinueve kilómetros”. El tramo de carrera a pie constaba de cuatro vueltas de algo mas de 5km, 2´5km para abajo y 2,5km para arriba, con diferentes superficies de terreno: césped, asfalto, grava, arena… Lo que lo hizo un poquito duro. Pasé el 10.000 en 44min aún fresco de piernas y de cabeza, solo cometí el error de tomarme el gel demasiado tarde justo al pasar la segunda vuelta lo que hizo que sufriera de mas para no perder ritmo. No me hizo efecto hasta casi el kilómetro quince y perdí algo de tiempo hay. Finalmente recuperé y los últimos kilómetros a 4:30-4:35 hasta la linea de meta. Sorpresón al pasar el primer arco de meta (el verde) y ver que el reloj marcaba 4h:55´, ni en las mejores predicciones pensé en esa marca, cierto es que el trabajo de los últimos meses ha sido constante y de calidad, los madrugones para hacer la primera sesión a las 6AM, una segunda sesión casi de noche intentado aprovechar la caída del sol, y los sacrificios personales como salir, ir a la playa… Para mi ha valido la pena el sacrificio.

Captura de pantalla 2016-08-22 a las 20.31.14

Ahora toca pensar en la siguiente temporada con grandes objetivos en el calendario como Vitoria, quien sabe si Zarautz, Peñíscola o Buena de nuevo. Ya se que potencial hay, toca exprimirlo al máximo.

 

14067514_10210275965759528_3650187796479577121_n